La Vanguardia.jpg

Imágenes congeladas

Barcelona. Redacción | 09/06/2010 | Actualizada a las 01:41h | Economía

 

Más de una decena de proyectos firmados por prestigiosos arquitectos y de inversión multimillonaria llevan años paralizados

 

El reloj parece que se ha parado para ellos. Más de una decena de proyectos, algunos de ellos con firmas nobles, y de inversión multimillonaria permanecen desde hace años congelados. Están repartidos por toda la geografía catalana y la perspectiva de que vayan a edificarse parece de momento descartada. La crisis inmobiliaria y económica ha dejado muchas víctimas en el camino. Edificios que debían convertirse en revulsivos de zonas turísticas, entidades deportivas o dinamizadores económicos de áreas urbanas.


VALL FOSCA
El sueño del esquí

Cerca de un millar de viviendas, 2.400 plazas hoteleras, un campo de golf de nueve agujeros, una sala de convenciones para mil personas, un spa de 2.500 m2, más de 2.000 plazas de aparcamiento y una estación de esquí con 45 kilómetros de pistas. Un sueño que precisaba 500 millones de euros para hacerse realidad. Son las cifras manejadas por la inmobiliaria Fadesa, que el año 2007 se hizo con el proyecto de construcción de la estación de esquí Vallfosca-Interllacs, en el Pallars Sobirà. La obra fue abandonada hace un par de años, sólo iniciarse la crisis del tocho y únicamente se han construido un centenar del millar de casas previstas, mientras que apenas se ha hecho nada en la montaña que debía de acoger las pistas de esquí. El proyecto está ahora en venta.